La ONU y el 11 de Septiembre

http://ademuzexperience.files.wordpress.com/2011/01/richard-falk.jpg

As President Mahmoud Ahmadinejad says..

– Richard Falk, Profesor Emérito de Derecho Internacional –

Relator Especial del Consejo para los Derechos Humanos de la ONU en los territorios palestinos ocupados

There are, to be sure, conspiracies that promote unacknowledged goals, and enjoy the benefit of government protection. We don’t require WikiLeaks to remind us not to trust governments, even our own, and others that seem in most respects to be democratic and law-abiding. And we also by now should know that governments (ab)use their authority to treat awkward knowledge as a matter of state secrets, and criminalize those who are brave enough to believe that the citizenry needs to know the crimes that their government is committing with their trust and their tax dollars.

The arguments swirling around the 9/11 attacks are emblematic of these issues. What fuels suspicions of conspiracy is the reluctance to address the sort of awkward gaps and contradictions in the official explanations that David Ray Griffin (and other devoted scholars of high integrity) have been documenting in book after book ever since his authoritative The New Pearl Harbor in 2004 (updated in 2008). What may be more distressing than the apparent cover up is the eerie silence of the mainstream media, unwilling to acknowledge the well-evidenced doubts about the official version of the events: an al Qaeda operation with no foreknowledge by government officials. Is this silence a manifestation of fear or cooption, or part of an equally disturbing filter of self-censorship? Whatever it is, the result is the withering away of a participatory citizenry and the erosion of legitimate constitutional government. The forms persist, but the content is missing.

 

TRADUCCIÓN

Existen, desde luego, conspiraciones que promueven objetivos no-reconocidos, y disfrutan de los beneficios de la protección del Gobierno. No necesitamos a WikiLeaks para recordarnos que no confiemos en los gobiernos, incluso el nuestro, y otros que parecen, en muchos aspectos, ser democráticos y respetuosos con la ley. Y también deberíamos saber que los gobiernos (ab)usan de su autoridad para tratar incómodas informaciones como una cuestión de secreto de Estado, y para criminalizar a aquellos que son lo suficientemente valientes como para creer que la ciudadanía necesita conocer los crímenes que su gobierno está cometiendo con la confianza de la gente y el dinero de sus impuestos.

Los argumentos que gira alrededor de los ataques del 11 de Septiembre son un emblema de estos temas. ¿Qué combustible sospecha de conspiración es la renuencia a abordar las lagunas y incómodas contradicciones en las explicaciones oficiales que David Ray Griffin (y otros devotos especialistas de alta integridad) han documentado en un libro tras otro, desde su autorizado “El Nuevo Pearl Harbor” en 2004 (actualizado en 2008)? ¿Qué puede ser más doloroso que la aparente cobertura sea el extraño silencio de los medios de comunicación, reacios a reconocer las dudas bien evidenciadas acerca de la versión oficial de los hechos? (‘Una operación de Al Qaeda, sin conocimiento previo por parte de funcionarios del gobierno’). ¿Es este silencio una manifestación de miedo o de cooptación, o parte de un filtro, igualmente preocupante, de autocensura? Sea lo que sea, el resultado es la extinción de una ciudadanía participativa y la erosión de un legítimo gobierno constitucional. Las formas persisten, pero el contenido desaparece.

Fuente de la cita

 

Revisa el discurso completo del Presidente Mahmoud Ahmadinejad en la ONU, hablando del 11 de Septiembre y otras conspiraciones de la élite.

El discurso completo pronunciado por el Dr. Ahmadinejad ante la 35 Asamblea General de las Naciones Hundidas en New York.
http://www.youtube.com/user/1978mahdi

 

FUENTE DE LA INFORMACIÓN:

Ademuz-e-Xperience

~ por "SOLO QUIEN NO DA LA ESPALDA A LA VERDAD PUEDE ENCONTRARLA" en 17 febrero, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .